Mucho mas radicalismo y mucha mas Lanús por hacer. JUNTOS

IMG-20150317-WA0000

Mucho más Radicalismo. Si algo ha distinguido a los radicales en nuestra larga historia, con aciertos y con errores, es nuestro compromiso permanente con el interés de la Nación y del lugar donde vivimos. Nació a la vida pública autoasignándose un rol de “regenerador” moral de un país gobernado por una oligarquía decadente. Por ello es que, en ese sentido, lo “electoral” siempre estuvo subordinado a aquel otro rol trascendente de “rescatar al país” de esa decadencia. De allí vienen frases como “Que se pierdan mil gobiernos pero que se salven los principios” (Hipólito Yrigoyen) o más modernamente “Si la sociedad argentina se derechiza, el radicalismo debe prepararse para perder elecciones” (Raúl Alfonsín). Lo cierto es que hoy – lamentablemente – nadie cree que la UCR orgánica en nuestra Provincia y Municipio tenga ese rol: es un actor más del proceso político, con luces y sombras, aciertos y desaciertos, merecedores todos ellos de otro y tal vez más amplio debate.

Salvo honrosas excepciones, los militantes y afiliados radicales venimos transitando por “lugares donde no hablamos de política”. Dejamos de emocionar y emocionarnos a nosotros mismos. Pese a su potencial, estamos en un lugar cómodo, de café, a veces de comité, pero no de barrio. Un lugar de rosca y no de militancia. Un lugar que asume palabras vacías y nostálgicas – “lugares comunes” a los que pocos podemos no coincidir – pero sin contenido real. Dice venir a sumar a todos, pero lo único que hace es profundizar las grietas internas. Se ha transformado en una fuerza testimonial, sin vocación ni proyecto de poder, que solo se habla a sí misma, no a lo sociedad. El vecino nos habla de “lo real”: nos reclama por la inseguridad, el desempleo, la precariedad educativa y de salud, la inflación, entre otras cuestiones. El Partido, no sólo no lo escucha, sino que no murmura más que sí M esta con V, o sí B con C, interna de la interna; en definitiva, de “otra cosa”. Por el contrario, la raíz radical viene de las luchas populares, por los que menos tienen y de la lucha del poder (contra el poder) para generar las transformaciones sociales que se requieren. Porque a pesar de lo que lo quieren convertir, el radicalismo siempre fue un intérprete de las demandas sociales.

A su vez, la tendencia irrefrenable de una parte del peronismo a la hegemonía, nos obliga a intentar reconstruir el espacio republicano. Y sobre todo a no caer en falsos debates. El debate actual no es (solamente) ideológico o de propuesta partidaria. Es un debate por reconstruir una alternativa y garantizar una alternancia democrática (contrahegemónica), junto a una sociedad que nos reclama un cambio. Es más que un debate, una exigencia de la democracia misma. Debemos decidir si queremos mantener un sistema corrupto, prebendario y autoritario o si transitamos hacia el país de la normalidad, de las instituciones y de la transparencia. Y partidariamente: si apostamos a la mera supervivencia o a ganar, a mantener burocracias partidarias o cambiar la realidad transformándola. Por eso ni testimonialismo ni principismo vacuo (e incluso mentiroso en términos históricos) nos salvarán a los radicales, y mucho menos, al país. Sabiendo que ningún partido de la oposición tiene fuerza suficiente por sí mismo para conseguir ese cambio, como ha dicho el Presidente de la UCR, Ernesto Sanz: “No podemos hacerlo solos, pero no podrá hacerse sin nosotros”.

Queremos pasar de ser un radicalismo declamativo, elitista y sin discusión política, a uno que emocione, que sume, que quiera cambiar, primero su patria chica, luego su patria grande, su país y su región. Por eso creemos, a diferencia de otros correligionarios, que hay mucho más radicalismo por hacer.

Mucho más Lanús. Comprendiendo que el cambio político sólo puede venir del acuerdo y de la suma de los que lo deseamos, en el mes de enero propusimos un acuerdo de la oposición en el Distrito, ya que solos sería imposible. Entendíamos que debíamos hacer un esfuerzo por salir de cuestiones de coyuntura, aspiraciones personales o intereses de sector, a fin de no favorecer a un oficialismo distrital que seguramente intente continuar amparado en las divisiones opositoras (fragmentación que conduce a una derrota segura), y en trabajar por algo mucho más amplio: hacer un Municipio que nos de orgullo, moderno y cercano al vecino. Fuimos los primeros en expresarlo, pero no los únicos.

Fue Nestor Grindetti y los concejales del PRO Jorge Schiavonne, Martin Medina y Marcelo Rivas quienes respondieron de la mejor manera a esa iniciativa. Más allá de muchos de los valores compartidos con ellos y sus militantes, observamos que, como nosotros, quieren un Lanús diferente, viable, moderno, transparente. Por lo cual, creemos adecuado formar un nuevo espacio abierto, diverso, con capacidad de gestión y al que desde nuestra identidad radical podremos agregarle visiones y valores progresistas. Un nuevo espacio que una a los que crean, como nosotros, en LANÚS y su gente, sus instituciones, sus industrias, su comercio, su vida social, cultural y deportiva. Que congregue a los que entienden, en definitiva, que hay mucho más Lanús por hacer.

Por eso proponemos un Interbloque PRO + UCR + GEN, un Acuerdo de Gobierno y mucho trabajo por hacer.

1. Un acuerdo para gobernar Lanús. Eso es lo primero: un compromiso para construir juntos una alternativa de poder al desgobierno actual del Distrito. Un gobierno que garantice eficacia y seguridad. Que cambie todo lo que haya que cambiar y preserve lo que merezca ser preservado. El acuerdo electoral debe ser una consecuencia del acuerdo de Gobierno, no al revés. Para ello nuestros equipos técnicos, militantes y afiliados – teniendo presente el Plan de Gobierno para el Municipio presentado por el PRO el 3 de diciembre pasado – comenzarán a reunirse, en espacios abiertos a la participación de todos los vecinos e Instituciones, con miras a elaborar las mejores propuestas de gobierno para Lanús. Sumando. Escuchando.

2. Un acuerdo abierto, tan amplio como sea posible y que respete la identidad de cada fuerza política. En él tendrán cabida todos los que deseen el cambio. En el punto de salida, no habrá vetos ni exclusiones. En el punto de llegada, el acuerdo ha alcanzar deberá cumplir dos condiciones: ser electoralmente competitivo y ser capaz de sostener parlamentariamente a un Gobierno.

Por eso es que damos un primer paso conformando un interbloque en el Concejo Deliberante, que nos garantice trabajo en conjunto y que al mismo tiempo respete las identidades de cada una de las fuerzas políticas que lo componen. No se trata de mezclar cosas distintas, se trata de sumar para ganar y de cobijar esa DIVERSIDAD en una UNIDAD más amplia que cada uno de nosotros.

Te invitamos a que vengas. Te sumes. Y aportes ideas a un debate que de ningún modo pretende agotarse sino, simplemente, ponerse en marcha. Porque queda mucho radicalismo por hacer en el futuro, y un LANUS distinto por venir. JUNTOS.

3 Comments

  • JOSE DA COSTA
    21 mar 2015 | Permalink | Responder

    porque no dicen los proyectos que tienen,no sera que no tienen ninguno y esperan que el vecino les tire ideas y asi armar los proyectos en base a la necesidad del pueblo. si mal no recuerdo el radicalismo que usted representa dijo que jamas haria una alianza con el PRO,el otro radicaismo proclamo su apoyo a RUSSO,porque ya que tiene ganas de reconstruir LANUS no empieza por reconstruir su partido porque fragmentado como esta no puede ser ninguna alternativa confiable para el vecino de LANUS.quiero aclarar que no soy KIRCHNERISTA soy un vecino preocupado por encontrar una alternativa de reemplazo del actual gobierno de nuestra patria chica,desde ya les doy las gracias por poder expresarme.

    • Emiliano Bursese
      19 abr 2015 | Permalink | Responder

      Jose, entiendo tu preocupacion. Nosotros creemos que la mejor alternativa para Lanus es Nestor Grindetti y esta muy bien que vos pienses otra cosa. Desde hace años, te invito a ver en esta pagina, venimos proponiendo proyectos a Lanus, muchos de los cuales son realmente de avanzada. Lo que quisiera es que charlemos, ya que reconstruir algo tan amplio como el radicalismo o peronismo no es facil, y no depende solo de uno. Quedo a la espera de tu rpta y de algun cel de contacto por privado para contactarte. Sdos Emiliano

  • GLADIS
    21 mar 2015 | Permalink | Responder

    HOLA SOY DE LANUS Y MILITANTE DEL PRO, Y ESTOY MUY CONTENTA POR LA UNION DEL PARTIDO RADICAL HOY MAS QUE NUNCA HAY QUE UNIRSE PARA SACAR ESTOS CORRUPTOS Y SACAR ESTE PAIS ADELANTE POR EL BIEN DE TODOS Y EL DE NUESTROS HIJOS EN ESPECIAL, UN ABRAZO

Dejános tu comentario

Dejános tu comentario a continuación, o realizá un trackback desde tu sitio. También podés suscribirte a estos comentarios via RSS.

Tu correo nunca será divulgado. Los campos marcados son obligatorios. *